La cosa - Entrega

 

1/200 - f 3.2 -  ISO: 100

Después de mirar los distintos modos en que la luz puede atravesar el cristal, y específicamente las formas de mi florero, me fui dando cuenta que es un objeto donde importa mucho las materialidades que lo rodean. Quizás es algo obvio, pero a veces las cosas tan evidentes se pierden de vista. Seguí insistiendo con Sudek porque hay algo demasiado hermoso en sus cristales y luces. Me di cuenta también que en sus fotos era muy importante el agua dentro de los cristales y me puse a mirar un poco más ese costado, aunque creo que en esta foto no es lo que mas se elige. 

Las cosas que componen esta foto son las cosas con las que suelen rodear a este florero y por eso la terminé eligiendo. La luz que llega entre las plantas  dejando zonas muy oscuras pero ilumina azarosamente algunos rincones. Algunos objetos son elegidos por un tiempo breve por esta luz para después abandonarlos. La madera dura contra el cristal frágil. 

Luego de la corrección por el blog de la semana pasada empecé cerrando más el diafragma e intenté no dejar tanto aire alrededor de la cosa, pero medio intuitivamente me voy alejando siempre del florero. Creo que un poco tiene que ver con lo que decía antes, como si el aura del cristal esté en lo que lo rodea, en cómo deja ver lo que está atrás deformándolo y en la forma en que refleja las luces. El negro de las zonas no iluminadas que forma un agujero en la boca del florero, la madera deformada por el cristal y el aire que muestra la consecuencia del cristal sobre la materia. Tengo fotos mas cerradas, con menos aire alrededor, pero pienso que acá está más presente "lo que sucede", la arbitrariedad de que la luz elija un objeto por un rato. Y hay algo de ese capricho de la luz y el objeto que tiene que ver con el florero. Cuando lo elegí quería que el sentido no esté en la melancolía de su genealogía (lo hizo mi abuelo), sino en su vida material ahora que que pongo flores que van y vienen, circulando por mi casa mientras se mueve o lo muevo sin que me dé cuenta, apareciendo en lugares extraños donde quizás le de la luz. 


Aquí algunas imágenes que acompañan la entrega:
Planta:

Backstage (la luz ya había abandonado al objeto):



Algunas de Sudek que me ayudaron a mirar mi florero:



Otras fotos en el intento de esta semana (las semanas anteriores se pueden ver en las entradas antiguas):




 
Un bonustrack haciendo pruebas desenfocadas:




La cosa - parte 2

 

Estuve investigando a Sudek, viendo cómo usaba el vidrio como materialidad. En mi casa tengo unas ventanas de vidrio repartido parecidas a las que tenía él en su estudio e intenté fotografiar el florero, la ventana y la luz que se colaba del exterior, pero no me terminaba de convencer.  Buscando luces y materialidades en mi casa ví una bolsa de plástico que me hizo acordar a algo de los vidrios empañados de Sudek. Aquí algunos intentos:
Primero la pegué al vidrio. Busqué una flor que no llame tanto la atención para que la cosa siga siendo el florero.
1/160 - f 1.8 -  ISO: 100



Por momentos se nublaba y cambiaba la temperatura de la foto.
1/160 - f 1.8 -  ISO: 100



 


A la tarde el sol y las plantas hacen estos destellos y los quise capturar 

 1/320 - f 1.8 -  ISO: 100





La cosa

Unos días antes de que empecemos a hablar sobre la cosa, estaba leyendo Los condenados de la pantalla de Hito Steyerl. En un capítulo llamado “Una cosa como tú y yo” dice: “Al escribir sobre los surrealistas, Walter Benjamin subraya la fuerza liberadora que anida en las cosas. En el fetiche mercantilizado, las pulsiones materiales se intersectan con el afecto y el deseo, y Benjamin fantasea con movilizar estas fuerzas comprimidas con el fin de despertar "lo que se va marchitando" para acceder a estas fuerzas. También piensa que las cosas podrían 
hablar las unas con las otras por medio de estas fuerzas.La idea de participación en Benjamin -una interpretación parcialmente subversiva del primitivismo de comienzos del siglo xx- afirma que es posible sumarse a esta sinfonía de la materia. Para él, los objetos modestos e incluso los abyectos son jeroglíficos en cuyo prisma oscuro las relaciones sociales yacen congeladas en fragmentos. Entiende que son nodos en los que las tensiones de un momento histórico se materializan en un relámpago de la conciencia o son forzadas a la forma grotesca del fetiche mercantil. Bajo esta perspectiva, una cosa no es nunca meramente un objeto, sino un fósil en el que una constelación de fuerzas se ha petrificado.”
Quería que la cosa sea lo que surge en mi mirada diaria. Pensé en sacarle fotos a mi computadora que es la cosa con la cual mis manos están más ligadas, pero me pareció algo complejo poder afectivizarla en una foto. Después miré un poco lo que compone mi casa y vi el florero que siempre anda dando vueltas, en realidad yo lo voy moviendo sin darme cuenta. La cosa estuvo guardada hasta hace unos años en un mueble de mi abuela junto con toda la “producción” de cristales tallados que hacía mi abuelo en su fábrica. Pero me causa gracia que durante estos años yo me fui robando las copas y vasos de su encierro. Las saco y las pongo en circulación, algo del orden de lo que decía Benjamin: la sumo a la sinfonía de la materia que compone mi casa. La mayoría de las veces les pongo flores aunque no estuviesen diseñadas para tal uso. La cosa va sumando estas capas de distintos modos de uso, lugares en los que estuvo, personas que la miran y la tocan. En este sentido es cierto que  condensa toda una constelación de fuerzas, no petrificadas, sino en movimiento con lo que va sucediendo. 
La nostalgia no forma parte de mi encuentro con estos objetos. Mas bien miro como la vida va dejando estos signos materiales donde se condensan flujos históricos y también singulares. 
Al principio tenía ganas de mirar a la cosa como parte de las otras materialidades con las que se toca. Como muchas veces suele estar en mi mesa de luz que es de madera me pareció un buen lugar para retratarla. Decidí jugar con la luz de una vela porque me gusta la oscilación de la luz, pero quizás no era la forma preferible de iluminar para un primer trabajo y las fotos quedaron muy oscuras (en el momento no me di cuenta del grado de oscuridad. 


Probé con las distintas cosas que forman parte de mis robos. Esta foto está tomada a un espejo que hay en mi cuarto donde se reflejaba mi mesa de luz. Creo que hay algo del reflejo que le agrega algunos destellos y los contornos se borronean un poco. 





Después empecé a ser una serie donde incluía a mi mano que quedó aun mas oscura y me costaba mucho hacer foco. Me pareció que si aparecía mi mano mostraba algo de este robo o esta puesta en circulación después de su encierro por años. 

Un poco triste con luz de la vela acudí a La Luz "natural" y a una vitrina que hay en mi casa donde guardamos objetos absurdos. Es toda espejada y el verde que refleja de mi jardín ilumina todo de un modo que me gusta. 




Luego agrego la luz de un velador 


Detrás de escena de las fotos con vela:




Detrás de escena de las fotos en la vitrina (es un baño)



Cuestionario

 DATOS GENERALES

1. NOMBRE COMPLETO: Emilia Cortés

2. EDAD: 22

3. NACIONALIDAD: Argentina

4. DIRECCION DE INSTAGRAM: no tengo

 

EQUIPOS QUE POSEAS O A LOS QUE TENGAS ACCESO

1. CAMARA FOTOGRAFICA. MARCA Y MODELO: Canon eso rabel T1i

2. LENTES (FOCAL/APERTURA): canon 85 mm 1:1.8 / canon 18-55 mm  1:3.5 - 5.6

3. CELULAR. MARCA Y MODELO: Iphone 7

4. COMPUTADORA PORTATIL, MARCA Y MODELO: Mac book pro 13-inch, 2017

 

CUESTIONARIO

A. CUAL ES TU EXPECTATIVA CON RESPECTO A LA MATERIA?: 

Hice este cuestionario el cuatrimestre pasado y luego no pude cursar la materia. Me río porque pienso que las expectativas de algún modo se sostuvieron.

 Pienso en esta carrera y en los lenguajes en los que nos enredamos para diseñar/crear imágenes y sonidos. La singular relación material que existe en este momento con esos lenguajes/dispositivos, el caudal diario al que somos arrojados nosotrs junto con imágenes, datos y algoritmos. Ese arrojamiento, ese (entre) que hay entre nosotrs y las imágenes, puede tomar muchas formas, se puede pensar de muchas maneras y en ese sentido hay toda una política de la imagen que produce modos de vida. Hay una insistencia para mi en eso, pensar qué relación hay entre estos lenguajes y modos de vida. Dicho así puede sonar abstracto pero me refiero a lo contrario de lo abstracto. Me refiero a los modos concretos de mirar, circular, decir, que están implicados en la imagen.

También recuerdo algo que fue hilvanando Valansi en instrucciones para mirar. A partir de la pregunta “¿qué es una buena fotografía?” se inaugura la posibilidad de pensar el valor de la foto y en la foto para nosotrs. Y ese valor puede pensarse de muchos modos.  


Quizás entonces las expectativas sean poder aproximarme a pensar en esa política de la imagen, es decir, poder mirar esa relación entre imagen y vida.



B. TENES ESTUDIOS O ALGUN TIPO DE FORMACION FOTOGRAFICA O CINEMATOGRAFICA?: Un año de esta carrera.


C. NOMBRA TRES PELICULAS QUE CONSIDERES EXCELENTES Y QUE TE HAYAN CONMOVIDO. EXPLICA POR QUE.


Creo que también voy a nombrar las mismas películas que en el cuestionario pasado :)(


El viento nos llevará de Kiarostami: 

Quizás primero hablar de los colores de esta película. Hay una pérdida(o un ganar) de la mirada en los colores y las formas del paisaje del pueblo donde transucrre. Por momentos gana algo del orden de las formas. 

 No quiero hacer una sinopsis pero quizás decir que el protagonista es un hombre que por trabajo tiene que sacar una foto del ritual de muerte de un pueblo. Viaja allí cuando se entera que una mujer está por morir. Pero la mujer sigue viviendo y él vagabundea por las calles que suben y bajan. Mientras tanto tiene encuentros con un niño, una mujer y un excavador. Hay un pensamiento sobre tiempo y vida pero también sobre la fotografía que está a la espera la muerte.


Close up (o Primer plano) también de Kiarostami  ._.

"El viento nos llevará” pensaba sobre la fotografía y esta película piensa sobre el cine. Creo que cuando elijo estas películas hay algo de lo que decía de mis “expectativas” con la materia, trazan los modos en que se afectan las imágenes y la vida. 

Un hombre que ama a un cineasta se hace pasar por él y estafa a una familia diciendo que pueden participar de su próxima película. La ficción y el documental se pisan entre sí. Kiarostami va a filmar el juicio que inicia la familia contra el hombre y le dice que va a haber una cámara en primer plano que se va a quedar con él: “algunas cosas son mas complejas de lo que parecen y no son fáciles de entender. Esta cámara esta aquí para que pueda explicar las cosas que la gente pueda encontrar difícil de entender o aceptar.” El juicio es absurdo y gira en torno a el amor que tienen hacia el cine el hombre y también la familia estafada.



Sans Soleil de Chris Marker

Fue el primer ensayo/poema/ciencia ficción cosa extraña que vi,  no sabía que las imágenes y sonidos podían hacer eso. Me hace pensar en algo que escribieron entre Claire Parnet y Deleuze: “Lanzar el pensamiento como una máquina de guerra lanza una piedra. La velocidad absoluta es la velocidad de los nómadas, incluso cuando se desplazan lentamente. Los nómadas siempre están en el medio.” La películas traza por el medio de las imágenes una línea de pensamiento nómade.